Una noche maravillosa fue la que se vivió el 22 de diciembre en discoteca Vocé, creo que nunca he visto tanto talento junto, sobre todo con músicos peruanos, la razón fue rendirle un homenaje al amigo que se fue MIGUEL TAPIA, ese amigo que se fue sin despedirse de nadie, creo que el tampoco pensó irse tan pronto, en su cabeza estaba volver con un nuevo disco, prepararse para la llegada de un Miguelito o tal vez Miguelita, pero siempre estar ligado a su pasión, a su habitat …la música, acompañar y cantar al lado de sus amigos de siempre, codearse con los maestros y conseguir esa química que solo los grandes pueden fusionar, me siento muy feliz de comprobar que “La unión hace la fuerza”, a pesar de los pocos días de difusión de este concierto, de la indiferencia de los medios por difundir y reconocer que uno de los músicos mas importantes del Perú había muerto, como dijo Cucho Galarza en la oportunidad que Rio subió al escenario…”Si hubiera muerto una vedette o futbolista, los medios no dejarían de hablar del tema”, pero como era Miguel Tapia, un tipo que nunca vivió de escándalos y no necesitaba ” figuretearse ” para destacar entonces no le dieron la “prioridad” necesaria…

Pero vayamos al show, fueron casi 300 personas que vieron lo mejor de nuestro rock nacional, los que no fueron o los que nunca se enteraron, se perdieron de ver a Rio, profesionalmente tocando ante 20 personas que recien llegaban, ver al maestro Carlos Guerrero interpretar 3 temas con guitarra acústica, o escuchar a la banda de Paco Giles ( Revolver), sacar melodias de los Beatles como si fueran propias, los que llegaban se enchufaban al instante, para esto JAS rompía esquemas (están tocando mejor que nunca), cantando un tema más de lo acordado (aunque algunos renegaron) pero a Fiorella le salió del corazón tocar una más para el amigo que se fue…, luego Frágil, cantando contra el tiempo(esa noche tocaban en Barranco), interpretaron como nunca el caimán y Av.Larco, demostrando que son de un nivel extraordinario, otro que no se quedó atrás fue Julio Andrade, la experiencia como músico la plasma en fusiones interesantes, movió a la gente con su clásico “Angel de la guarda”, vino “Pateando latas” uno de los grupos que sobrevive de la década ochentera, poniendo nostalgia con heavy rats (hace mucho que no la escuchaba), pero los que rockearon la noche fueron los inmortales PAX, poniendo de vuelta y media a la coordinación por que tocaron a su antojo, ellos se divertían en el escenario (nosotros también)  temas como “exterminio” y la infaltable “Radar de amor”en versiones extensas; el que se preparaba a un lado del escenario era Arturo Barrientos, quien fue el que movió a todo el mundo para que en tiempo record se haga este homenaje, entró, cantó , rockeo y dejó para todos “Fantasy” y “Por tu amor”; lo siguió el maestro Chachi Luján quien cantó una sentida composición para su compañero de estos últimos años, luego una fusión de grandes…Edmundo delgado con la estructura de l grupo Amigos, canta con Andres Daros de Sangre purpura el tema “Travesti”, y luego con Pico Ego-Aguirre tocan “Revolution” de los Beatles, haciendo que los 300 que estabamos en Vocé disfrutáramos de un impresionante tema, el final llegaba pero antes mi tocayo y amigo de años Juan Carlos Caipo reapareciera con su banda S.O.S recordando “los loqueros” y “Yo no quiero que te vayas”…al final una recompuesta banda Dudo cierra la noche con tres cantantes de lujo…como leona ingresó al escenario Nina Mutal para cantar Hipocampo, Chachi Lujan cantó “No se nada de ti” y Julio Andrade con Arturo Barrientos dejaron una gran versión para el recuerdo de “Extraños”…

La noche culminaba, no se que hora sería, pero me tocó animar junto a Juan Vargas una de los mejores conciertos de todos los tiempos, una noche con nostalgia, con cariño, con pasión, y con un tinte de tristeza, pero con la satisfacción que cuando los amigos se unen se pueden conseguir muchas cosas, me reencontré con gente que no veía hace mucho tiempo, los que estuvimos esa noche en Vocé, nos dimos el gusto de presentar ante 300 personas un show de primera, que tuvo en contra el tiempo, las fechas y aunque duela decirlo, la indiferencia de los medios nacionales que una vez más demuestran que la frivolidad y la incapacidad son como el pan de cada dia para ellos; radios, tv y diarios(salvo contadas excepciones) ante hechos que a todos competen, no informaron ni empujaron el coche para este evento que tuvo mucho feeling, corazón y punche que solo pusieron los que somos amigos de Miguel Tapia…